Flujo vaginal con sangre

Tu cuerpo es algo mágico y, a veces, misterioso. Estamos aquí para ayudarte a responder todas las preguntas acerca de lo que te está ocurriendo 'allí abajo', para que puedas ser una experta en tu propio cuerpo. Por eso hoy queremos hablarte del flujo con sangre.

Puede que hayas notado algunas manchas de sangre en tu ropa interior o en el papel higiénico cuando te limpias. Puede que tu flujo tenga un color marrón rojizo o tal vez sea algo acuoso y con sangre. ¡Que no cunda el pánico! Dependiendo del momento del ciclo en el que te encuentres, esto puede significar cosas diferentes. Te lo explicamos:

Al final de del ciclo menstrual, puedes experimentar un manchado rojizo. Esto es perfectamente normal, y nada que deba preocuparte. Es tu cuerpo que se lava a sí mismo después de la menstruación. La sangre parece marrón porque no es sangre fresca.

Algunas mujeres también experimentan esto en la mitad de su ciclo. Se llama manchado, y es algo habitual. Si te resulta extraño o dura varios ciclos, es recomendable que consultes a tu médico. En casos muy raros, las manchas de sangre pueden ser un indicio de infección.

Manchar la ropa interior a mitad del ciclo puede ser una señal de que estás embarazada. Aproximadamente un tercio de las mujeres experimentan un manchado como resultado del implante de un óvulo fertilizado en la pared del útero. Si ocurre esto, deberías pensar en comprar un test de embarazo.

Si estás embarazada y manchas, consúltalo con tu médico, especialmente si se trata de un manchado de sangre espesa, acompañado de calambres. El sangrado vaginal leve durante las primeras etapas del embarazo es algo muy común y no supone nada por lo que preocuparse, pero debes hablarlo con tu médico. El uso de compresas puede ayudarte a controlar la cantidad de manchado.

Si recientemente has tenido relaciones sexuales, especialmente apasionadas, es posible que después veas algunas manchas de sangre en tu ropa interior. Esto se debe a pequeños desgarros en el tejido y no hay nada de qué preocuparse. Tu cuerpo se curará a sí mismo de forma natural.

Sea cual sea la causa de tu manchado de sangre, utilizar un salvaslip como los de Evax te ayudará a mantenerte limpia y segura durante todo el día.

Están disponibles en diferentes tamaños y nivel de absorción para satisfacer todas las necesidades de flujo - ¡con sangre o sin sangre! Además, se adaptan de forma flexible a tus movimientos, por lo que casi no los notarás cuando lo lleves puesto.

Los Salvaslips de Evax tienen como objetivo acabar con los mitos sobre el flujo vaginal. De hecho, el flujo vaginal es totalmente normal y nos sucede a todas las mujeres. ¿Por qué convertirlo en un tema tabú? Queremos darte toda la información que necesites y que nos pidas. En caso de que tenga más preguntas, no dudes en ponerte en contacto con nosotros en el teléfono 902 109 598.